Noticiero Alaccsa-R

Drusas maculares – vol 31

por adminalaccsa 15 enero, 2019 0 comentarios

Drusas maculares


Coordinador

Dr. Oscar Asís – España

Panelistas

Dr. Eduardo Viteri – Ecuador Dr. Jorge Jaramillo – Venezuela

Se trata de una paciente de 70 años, en seguimiento en este centro desde hace 10 años. Desde esa fecha, consta el diagnóstico de drusas maculares, no habiéndose acreditado progresión de las mismas. Actualmente, consulta por disminución de AV en AO. Al examen, se diagnostican cata- ratas; ante la posibilidad quirúrgica, la paciente solicita quedar sin gafas tanto de lejos cuanto de cerca. Ver figura 1 y figura 2.

¿Qué le planteamos a esta paciente con cataratas y drusas, y que nos solicita independencia de gafas en el posquirúrgico? Cabe destacar que la paciente no refiere metamorfopsia y presenta buena AV próxima, hipercorrigiéndola.

Dr. Eduardo Viteri: Asumo que se está considerando el implante de lentes multifocales en este caso porque presenta drusas pequeñas y en poca cantidad en la mácula. Debemos considerar que la expectativa de vida actual de una mujer de 70 años saludable bordea los 90 años de edad y la evolución de drusas maculares es la tendencia a empeorar, llegando a desarrollar atrofia geográfica en muchos ojos, en cuyo caso un lente multifocal afectaría la sensibilidad al contraste. Es imperativo tener una visión de mediano y largo plazo al momento de tomar esta decisión, pues intentar un re- cambio tardío de lente intraocular, si bien es posible, resulta muy difícil y no está libre de complicaciones.

En este caso le explicaría a la paciente su condición y moderaría sus expectativas a un nivel razonable acorde con el estado actual y la probable evolución futura de su mácula. Si solamen- te tiene alguna drusa pequeña podría considerar implantar lentes multifocales tóricos. Si se encuentran múltiples drusas, mi recomendación sería implantar lentes monofocales tóricos, calculando el poder para monovisión, apuntando a una miopía entre -1.75 D y – 2.00 D en el ojo no dominante. A esta y a todos los pacientes les explico claramente que no es posible ase- gurar o garantizar una total independencia de gafas.

Dr. Jorge Jaramillo: Al estar estable y no existir signos de progresión en las drusas, le plantearía facoemulsificación e implante de lente intraocular trifocal, difractivo, tórico o no, según biometría, topografía y cálculo por Panacea, en búsqueda de solucionar su motivo de consulta: independencia de gafas.

Sobre la selección de LIO en paciente con cambios sospechosos o en desarrollo de degeneración macular relacionada con la edad (DMRE), la discusión será diferente se- gún el escenario clínico del paciente. En este caso en particular, con solo las drusas y clínicamente estable, hay una contraindicación relativa para un multifocal, pero los beneficios del LIO trifocal serían mayores que los riesgos.

Pacientes con catarata y maculopatía (drusas

blandas y/o cambios pigmentarios) con relativa buena agudeza visual corregida. Estos pacientes son difíciles de aconsejar debido a que la pérdida de sensibilidad al contraste a frecuencias espaciales más bajas está presente incluso en for- mas leves de DMRE. Por lo tanto, la im- plantación de un LIO multifocal es una contraindicación relativa.

Siendo las drusas un biomarcador para progresión a DMRE, solicitaría previamente al especialista en retina cuantificación del riesgo de progresión de estas drusas.

En contraste, si presentara antecedentes familiares marcados de DMRE, el hallazgo de las drusas, sintomatología o una advertencia de progresión descrita por el especialista en retina, la opción sería valorar implante de un lente asférico. Disminuir la aberración esférica puede mejorar la sensibilidad al contraste, particularmente en condiciones mesópicas, aunque la profundidad de enfoque y la distancia corregida cerca de la agudeza a menu- do son mejores con los LIO esféricos. En teoría, la implantación de un diseño as- férico podría ser beneficiosa en pacien- tes con DMRE, dada la mejora potencial en la sensibilidad al contraste. Entonces, en esta situación plantearía lente de ran- go extendido asférico o un convencional asférico con target a micromonovisión o una monovisión conservadora.

Lo importante es tener en cuenta el escenario clínico y analizar opciones. Los LIO trifocales difractivos demuestran mayor independencia de gafas, pero por la naturaleza de sus diseños ópticos, reducen la sensibilidad al contraste en condiciones mesópicas. Los LIO de rango exten- dido otorgan mejor sensibilidad al con- traste, pero a veces no logramos cumplir con la independencia de gafas deseada por el paciente.

 

Deja un comentario